GALERÍA DE IMPUNES: “EL CARCACHAS”, “EL ÁGUILA” “EL BARBA ROJA” Y “EL Z 55”, LOS GRANDES BENEFICIARIOS DEL NUEVO SISTEMA DE JUSTICIA PENAL EN PUEBLA

imagen-collage-delincuentes

No hay dudas sobre las múltiples deficiencias y sin sentidos del Nuevo Sistema de Justicia Penal (NSJP), un verdadero bodrio jurídico que en el estado de Puebla, desde su implementación el 18 de junio de 2016, ha permitido la liberación de 5 mil 918 internos de los distintos Centros de Reinserción Social (Ceresos), delincuentes que, en su mayoría, no tardan ni un día completo en volver a las andadas, a lo único que saben hacer: delinquir.

De nada sirve que las corporaciones policiacas logren la detención de peligrosos maleantes si estos, gracias a los vacíos y las inconsistencias legales del NSJP, salen de la cárcel en corto tiempo o, según el caso, pueden llevar el proceso al que se encuentran sujetos en libertad.

Hay múltiples ejemplos de este grave problema que muchos todavía se niegan a reconocer, a pesar de su determinante influencia en el notable incremento que Puebla ha sufrido en incidencia delictiva en los últimos meses, así como en la extendida percepción en materia de inseguridad e impunidad. Percepción que, por otra parte, explica los 65 linchamientos en nuestro estado en lo que va de 2017, con un saldo de 23 homicidios y 88 lesiones.

Los siguientes casos de cínica reincidencia lo dejan en claro:

ANICETO FLORES MIRANDA, ALIAS “EL ANÍS”

foto-el-anis

En noviembre de 2015, mediante labores preventivas, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) estatal logró su detención en la junta auxiliar de San Pablo Xochimehuacan.

“El Alanís” encabezaba una banda dedicada al robo a casa habitación, integrada por siete sujetos.

Obtuvo su libertad el 30 de junio de 2017.

Pero muy pocos meses después (el 1 de noviembre de 2017), mediante una denuncia anónima al 089, se tuvo conocimiento de que este sujeto, de 28 años de edad, regresó al robo a casa habitación.

Se sabe que se reúne en un establecimiento de la colonia El Salvador, junto con cuatro personas más, y que lleva ya varios “golpes” en los sectores 3 y 6 de la capital poblana.

CRISTIAN BAUTISTA GRACIA, ALIAS “EL CARCACHAS”

foto-el-carcachas

Cristian Bautista Gracia, alias “El Carcachas”, ingresó al Cereso de Puebla el 5 de diciembre de 2015 por robo calificado y robo a negocio, dentro del proceso 413/2015.

Pero fue liberado el 3 de marzo de 2017 por conmutación de la pena.

¿Qué fue de “El Carcachas”?

Lo obvio: del 10 de julio al 2 de octubre de 2017 se le relacionó con al menos 14 eventos relacionados con el robo a comercio, principalmente tiendas Oxxo.

El pasado 9 de octubre fue detenido en inmediaciones de la colonia Santa María después de robar en la tienda Oxxo de la zona, hecho asentado en la CDI:1611/2017/UF2-04.

Está a la espera de recobrar su libertad gracias a las bondades del NSJP.

JOSÉ ARTURO TRINIDAD GONZÁLEZ, ALIAS “EL TALLI” O “EL TALLIS”

foto-el-tallis

El 10 de septiembre de 2017, la SSP logró la detención de este sujeto, líder de la banda conocida como “La Mafia”, al ser vinculado con el delito de robo a comercio (Prissa y Yamaha) y delitos contra la salud.

Pero quedó en libertad muy pronto: el 15 de septiembre de 2017.

Fue reaprehendido el 20 de octubre de este año, pero es de los que va y viene, entra y sale, de la cárcel con suma facilidad, pese a sus antecedentes:

En abril de 2014 fue recluido en el Cereso de Puebla por lesiones, amenazas y portación de instrumento prohibido.

Desde entonces se le relaciona con 17 averiguaciones previas por robo y asalto con violencia cometidos en agravio de negocios como Protour Servicio Automotriz, Carnicería Santa Cruz y diversas llanteras y clínicas de salud.

Ya había sido detenido por robo a comercio el 4 de enero de 2016.

JUAN MANUEL ÁGUILA ESPINOSA, ALIAS “EL ÁGUILA”

foto-el-aguila

Fue detenido en agosto de 2016 vinculado al delito de fraude en agravio de Víctor Manuel Segura López, relacionado con la compra venta de un vehículo.

En diciembre de 2016 se logró constatar una orden de aprehensión vigente en su contra; sin embargo, debido a los lineamientos marcados por el NSJP, no se logró la vinculación a proceso del implicado.

FERNANDO ARENAS PASTRANA, ALIAS “EL PAPUS”

foto-el-papus

La SSP logró la detención de Fernando Arenas Pastrana, “El Papus”, el 4 de enero de 2017; el sujeto se encargaba de ingresar a diversas sucursales bancarias para detectar a los cuentahabientes que retiran grandes cantidades de dinero; mediante mensajes de texto, informaba a sus cómplices para que pudieran despojar a las víctimas del dinero en efectivo.

Pero sólo pasó unos cuantos días detenido, pues el 9 de enero de 2017 obtuvo su libertad bajo caución.

Meses después, el 7 de junio, reincidió por el delito de robo a cuentahabiente, siendo detenido tras ser identificado y señalado por la parte afectada.

Mientras estuvo en libertad, gracias al NSJP, participó en 5 robos más en el municipio de Puebla.

SILVESTRE LIMA TIRADO, ALIAS “EL BARBA ROJA”

foto-el-barba-roja1

La SSP logró la detención de Silvestre Lima Tirado, alias “Barba Roja”, el 28 de febrero de 2017; fue asegurado en posesión de 34 kilogramos de mariguana.

Obtuvo su libertad condicional el 4 de julio de 2017, dentro del proceso número PUE/0150/2017 por delitos contra la salud en la modalidad de posesión con fines de comercio del estupefaciente denominado cannabis sativa.

Se logró identificar como su zona de operación la capital poblana, en específico el sector 1 en las colonias Amalucan, Clavijero y Flor del Bosque, donde prevalece la venta y distribución de estupefacientes.

CARLOS SÁNCHEZ MEDINA, ALIAS “OREJAS” O “EL CHILANGO”

foto-el-chilango

Este individuo, quien también se hace llamar Juan Francisco Chávez Medina, fue detenido el 29 de junio de 2017 por el delito de robo a casa habitación.

Pero obtuvo su libertad al día siguiente: el 30 de junio.

Es miembro de una célula dedicada al robo a casa habitación que opera desde 2015 en los sectores 3 y 6 de la ciudad de Puebla.

Está en libertad pese a sus amplios antecedentes penales, pues incluso ha sido procesado en los juzgados 8, 6 y de Cholula por robo en grado de tentativa, portación de instrumento prohibido, robo calificado y robo agravado.

URIEL Y/O ENRIQUE SÁNCHEZ CARRERA, ALIAS “EL CACARIZO” O “EL Z55”

foto-el-cacarizo

Mediante labores de inteligencia se identificó a este sujeto como líder de los robos de material ferroviario y de los robos al interior de tren.

El 19 de mayo de 2016, elementos de la Policía Estatal lograron su detención en el municipio de Cañada Morelos, al estar relacionado con el robo de un tráiler que trasladaba varias motocicletas con valor superior a un millón de pesos.

Pero debido a los lineamientos del NSJP, “El Cacarizo” o “El Z55”, a quien los medios de comunicación señalaban como el operador financiero de Roberto de Jesús, alias “El Bukanas”, pudo continuar con su proceso legal en libertad bajo caución.

El 17 de octubre de 2017 fue abatido en un operativo conjunto por la SSP, la Secretaría de la Marina-Armada de México y la Fiscalía General del Estado.

Ésa, en opinión de muchos, y ante estas y múltiples evidencias más, la única verdadera solución para poner fin a la infinita impunidad que subyace en el imperfecto Nuevo Sistema de Justicia Penal.

Un verdadero “terror jurídico” que, como vemos, evita la pena corporal y ofrece salidas muy bondadosas a favor del imputado, pero muy nocivas al núcleo social.

¿O alguien lo duda?

gar_pro@hotmail.com

Leave a Reply