BARBOSA ESTÁ DE REGRESO

foto-barbosa

El ex candidato a la gubernatura por la alianza Juntos Haremos Historia (MORENA-PT-PES), Luis Miguel Barbosa Huerta, rompió su calculado y voluntario silencio, casi total, autoimpuesto desde el pasado 24 de enero, para confirmar que irá nuevamente por la candidatura a Casa Puebla. Se siente con capacidades plenas para ganar internamente, competir en el proceso extraordinario y luego gobernar. Justo un día después de que El Universal mostró en una encuesta que el Movimiento Regeneración Nacional se ve invencible en la fotografía del momento, casi 3 a 1 sobre el PAN y mirando de lejos a un PRI más débil que nunca, el ex senador sale de su trinchera al campo abierto para enfrentar a sus adversarios internos, Alejandro Armenta y Nancy de la Sierra, pero con la reconciliación como bandera.

Barbosa está de vuelta.

Se ve bien, animado, dicen quienes lo vieron de cerca este jueves, en el amplio recorrido de entrevistas y reuniones que tuvo en Puebla capital, a donde llegó pasadas las 14:00 horas, proveniente de la Ciudad de México, donde también sostuvo acuerdos de altísimo nivel.

Luego del clima crispado de los días del conflicto postelectoral y tras los que siguieron a la funesta tarde del 24 de diciembre, el tono de conversación y trato con los reporteros de Barbosa es otro.

Ya no hay la rispidez del pasado.

Anda y contesta relajado.

Desde el pasado 24 de enero, prácticamente no había dado entrevistas.

Ofreció una a Puebla On Line ese día, para presagiar los números que el miércoles dio a conocer El Universal: “Morena, con más de 40 puntos es competitivo aun sin AMLO en la boleta: Barbosa”, se lee en la cabeza.

(http://pueblaonline.com.mx/2019/portal/movil/index.php/politica/item/77557-morena-con-mas-de-40-puntos-es-competitivo-aun-sin-amlo-en-la-boleta-barbosa#.XFzvKVxKjIU)

“Para el proceso electoral extraordinario, en el que MORENA presentará ‘una propuesta seria para Puebla, con una coalición muy amplia’, se ven las ‘condiciones muy favorables’, con una ventaja que en estos momentos supera los 40 puntos en la preferencia de los poblanos, en relación de dos a uno sobre el adversario inmediato, y en donde el PRI está en un lejanísimo y precario 8 por ciento, describió Luis Miguel Gerónimo Barbosa Huerta”.

Esa fue la entrada.

La única que dio en ese intervalo, del 24 de enero al 7 de febrero, fue para el semanario Eje Central de la capital del país.

Once días exactos guardó ayuno de declaraciones.

Hoy ha anunciado sin sorpresas su participación.

Lo novedoso es el tono y el llamado amable al diálogo a sus adversarios, los senadores Nancy de la Sierra del Partido del Trabajo (PT) y Alejandro Armenta Mier, también de MORENA.

Dijo que los buscará, si no es que yalo hizo.

En entrevista con este reportero en Televisa Puebla, este jueves, fue enfático al negar que la decisión del candidato la tomará el dedo iluminado del presidente Andrés Manuel López Obrador.

“Es un proceso partidista”, dijo.

Queda para el registro.

También aseguró que no hay posibilidad de fracturas en MORENA.

Y su argumentación es impecable:

“Quien tiene las condiciones de MORENA nunca se divide. Nunca. Compite de manera intensa para la definición, pero nunca se divide.

“No sería político el que se divide. Imagínate, el que pierda ¿qué?, ¿se va a ir a otro partido? ¿Se siente más fuerte que la condición y la coyuntura que provoca la enorme aceptación del gobierno de López Obrador?

Tiene lógica su razonamiento y tiene como base esas “condiciones muy favorables” de su partido, como reiteró en el noticiario nocturno de Televisa Puebla.

Sin embargo, sí que deberá haber trabajo para conjurar que los desacuerdos y los rencores sean permanentes.

También este jueves, en el Senado de la República, los integrantes de la bancada de MORENA ofrecieron su apoyo a Alejandro Armenta.

Cincuenta y cinco senadores y senadoras morenistas pidieron a su partido que el proceso se abra y al poblano se le permita competir.

Sobre ese tema, Barbosa lanzó un claro mensaje y advirtió que nada bueno deja “la victimización”.

Cualquiera que sea el resultado, la llamada en otros partidos “operación cicatriz”, deberá realizarse casi de inmediato.

Aproximadamente en un mes habrá candidato de MORENA.

Armenta ha estado en la línea de batalla.

Hoy, también con fuerza y luego de medir el terreno desde el silencio, Barbosa ha regresado.

El mismo Barbosa que salió al paso de especulaciones y afirmó que está en perfecto estado de salud para competir, para ganar y para gobernar.

gar_pro@hotmail.com

Leave a Reply