LA VACUNA QUE LLEGA TARDE PARA MUCHOS… PERO A TIEMPO PARA LAS ELECCIONES

foto-vacuna

Si se cumple la promesa del presidente Andrés Manuel López Obrador, este martes 12 de enero comenzará la vacunación masiva a ciudadanos, luego de que, con retrasos y a cuentagotas, se ha venido aplicando al personal de la salud del primer frente de batalla contra el COVID-19. Es inevitable advertir que el fármaco llega muy tarde para muchos, más de 130 mil, quienes en México han muerto en la pandemia, pero también arriba oportuna para muchos otros más y, a tiempo, para que el Gobierno de México se cuelgue una medalla de héroe, precisamente antes de las elecciones.

Eso, si tiene éxito en esta tarea titánica.

Una misión que se antoja complicadísima de completar en los más de 130 millones de mexicanos que somos.

Casi 7 millones de habitantes en Puebla.

En el país y en el estado, las cifras están en su momento más alarmante.

Las muertes y los contagios se registran por encima de los picos más altos de la primera etapa de la epidemia, de junio de 2020.

Los hospitales están por colapsar y algunos se han declarado ya impedidos de recibir más pacientes.

No aprendimos mucho de la primera etapa.

Del primer confinamiento.

Encima, la desobediencia civil crece, como los números de muertes que, durante los últimos tres días, anteriores al domingo, fueron de más de mil en el país.

En la Ciudad de México, muchos restaurantes abrieron este lunes desafiando a las autoridades y las medidas decretadas.

En Puebla, los dueños de los gimnasios y sus seguidores realizaron protestas.

Parecería frívola la exigencia de abrir.

Pero para ellos, como para muchos otros comercios y prestadores de servicios, es un tema de sobrevivencia económica.

Pero del otro lado está la supervivencia, literalmente.

La vida misma nos va en esto.

Hugo López-Gatell Ramírez anunció la semana pasada que a Puebla la vacuna llega este martes.

Geográficamente, hemos establecido el arranque en donde está más activa la epidemia en este momento, que es el Valle de México; entonces 53 mil dosis se distribuyen de esa manera por esta razón (el 12 de enero)”, dijo.

“Después -agregó- la zona megalopolitana… es el siguiente grupo de estados que están en mayor intensidad epidémica. Esto comprende Querétaro, Tlaxcala, Puebla, Morelos y el Valle de México, estarán vacunados también ahí el personal de salud”.

En esta región, en la que se encuentra Puebla, la irresponsabilidad de las fiestas decembrinas está pasando especialmente una pesada factura.

Pero también hay casos de quienes se contagiaron y murieron intentando llevar el sustento diario a casa.

No se trata de amarillismo ni de una visión sesgada, pero no hay que olvidar que la vacunación caminará en paralelo al desarrollo de los procesos electorales local y federal.

Hay un enrome riesgo de que tenga, también, un uso electorero.

Los temas social y de salud van con el político.

Parecería inexorable.

La vacunación tendrá también sintomatología en las urnas.

gar_pro@hotmail.com

Leave a Reply