Agüera y el helicóptero rojo

Arturo Luna Silva

helicoptero-aguera

No es difícil adivinar el nombre del aspirante a la gubernatura de Puebla que afirma tener información sumamente dañina contra el rector de la BUAP, Enrique Agüera Ibáñez.

El mismo personaje -diestro como ninguno en el pleito callejero- habla específicamente del misterioso helicóptero rojo en el que se vio llegar hace poco a Agüera a la fiesta de cumpleaños del arzobispo de la Iglesia ortodoxa, monseñor Antonio Chedraoui Tannous.

De hecho, no tiene empacho en afirmar donde puede y quiere -y vaya que puede y quiere- que ése sería tan sólo uno de los expedientes explosivos que se detonarían en caso de que el ex líder de la Fundación Colosio del PRI decidiera abandonar el edificio Carolino para pelear por Casa Puebla.

¿Será?

Por lo pronto, a nivel de percepción pública, el asunto no cayó precisamente bien, y menos entre la alta socialité mexicana, obsesiva consumidora de las revistas “del corazón”.

Fíjese los comentarios de los lectores que publicó la revista Quién en su número 184, correspondiente al 20 de febrero de 2009, en la página ocho de su sección Correo:

“PONE EL MAL EJEMPLO CON LOS DEMÁS

Tengo que confesar que soy adicto a la revista. Me sorprendió ver en la galería que hicieron en Quién.com del cumpleaños de monseñor Chedraoui, en Bosque Real, que el rector de la Universidad Autónoma de Puebla, Enrique Agüera Ibáñez, llegó al evento en un flamante helicóptero Bell 407 rojo. ¿Cómo es posible que en plena crisis el rector de una universidad pública gaste en excesos? Imagínense el ejemplo para los demás rectores. No se vale.

Jorge Fernández” (sic).

Frivolidades aparte, todo parece indicar que el asunto dará para más, mucho más.

Y que será clave en la carrera a la gubernatura.

***

¿Quién es el aspirante a Casa Puebla que suele llamar “alimaña” al ex alcalde Enrique Doger?

Una pista:

Ambos estuvieron a punto de toparse frente a frente en un centro comercial de Tampa Bay al término del Super Bowl XLIII, al que acudieron por separado y acompañados cada uno con una amplia, muy amplia comitiva.

***

Los que sí se vieron y hasta se sacaron la foto haciendo una señal de victoria (es decir, con el dedo pulgar hacia arriba) durante la fiesta por el décimo aniversario de La Vista Country Club, fueron el rector de la BUAP, Enrique Agüera; el secretario de Desarrollo Social, Javier López Zavala, y el diputado federal, presidente de la Comisión de Hacienda, el priísta Jorge Estefan Chidiac.

Fue un encuentro casual pero no exento de especulaciones; de hecho, cuentan que los tres personajes se enfrascaron en una larga charla de la que, quizá, haya surgido el Pacto de La Vista.

¿Será?

la-vista

***

Justo es subrayarlo.

El poblano Alfredo Figueroa fue el único de los nueve consejeros del IFE, incluyendo al presidente Leonardo Valdés, que no firmó la carta en la que, cínicos, solicitaban un aumento de sueldo, lo que representó un insulto para los mexicanos en medio de la crisis.

Con su actitud, Alfredo reprobó la intentona que, de no frenarse, hubiese hecho posible que cada consejero percibiese mensualmente más de ¡300 mil pesos!

Hoy, Figueroa es el único en el Instituto Federal Electoral con autoridad política y moral para sancionar la elección de 2009. Los demás no tienen cara.

Su congruencia está a salvo.

Justo es reconocerlo.

***

Mi más sincero agradecimiento a todos, absolutamente todos los que nos hicieron el favor de acompañarnos la noche del pasado jueves durante la presentación de www.pueblaonline.com.mx

Sólo gracias a ellos fue posible disfrutar de una maravillosa velada que, sin exagerar, tuvo de todo, incluyendo varias sorpresas.

Por ejemplo, la presencia de Ninel Conde, nuestra madrina de lujo, que obviamente concentró miradas, atrajo reflectores, causó curiosidad y desató no pocas interrogantes, sobre todo entre los selectos miembros de la clase política que estuvieron con nosotros.

Esto último, lo confieso, no dejó de extrañarme, pues estoy seguro que política y espectáculo son, en esencia, ríos que abrevan de la misma fuente, ramas que parten del mismo tronco, actividades ambas que no sólo comparten vasos comunicantes, sino que en el día a día, de escándalo en escándalo, de pasión en pasión, de actuación en actuación, llegan hasta a mimetizarse.

En fin… A todos, y a todas, muchas, muchas gracias por dar tan calurosa y satisfactoria bienvenida a este nuevo portal de noticias.

gar_pro@hotmail.com

One Response to “Agüera y el helicóptero rojo”

  1. Room Telephone…

    [...]Agüera y el helicóptero rojo «[...]…

Leave a Reply