Y a Moreno Valle le da la fiebre…

Arturo Luna Silva

La tarde-noche del pasado domingo, mientras me peleaba con mi columna del día siguiente, recibí una llamada del equipo de comunicación del candidato de la coalición “Compromiso por Puebla”.

¿El motivo?

Hacerme una atenta invitación.

Rafael Moreno Valle Rosas –me informó Sagrario Conde, su jefa de prensa- quería sentarse a cenar conmigo y algunos otros columnistas.

Se me explicó que el encuentro se daría a las ocho de la noche del lunes, en un privado del hotel restaurante “Casa Reyna”, al término de la presentación de su propuesta de gobierno en el Centro de Convenciones, y que sería completamente off the record.

Es decir: nada, absolutamente nada de lo que me (nos) diría el aspirante a la gubernatura podría ser publicado.

-Es “en corto” –me señaló.

No le vi ningún problema.

Ni a ese detalle ni a la lista de los otros invitados –amigos, la mayoría-.

Y por supuesto acepté, pese a que las reuniones nocturnas francamente me rompen el ritmo (por no decir que me dan hueva).

-Sí, confirmo. Allá nos vemos –me comprometí.

A las 13:31 horas de ayer, empero, volvieron a buscarme del equipo de comunicación del candidato.

Esta vez para notificarme que Moreno Valle daba por cancelada la reunión con los señores periodistas.

-Es que tiene una fiebre que ni te imaginas –argumentaron.

-¡¿En serio?! –devolví, totalmente escéptico.

-Sí, ¡fíjate!, está malísimo.

-¡Ah!, entonces tampoco va a ir a presentar su Plataforma de Gobierno al Centro de Convenciones, ¿verdad?

-No, a eso sí va a ir.

-¿Pues no que está gravísimo?

-Sí, pero a eso sí va a ir.

-Okey, pues mensaje recibido.

-Gracias.

-De nada.

Hasta ahí la conversación.

No hubo más.

Pero juro que así, tal cual, fui invitado y luego desinvitado a una maravillosa cena en “Casa Reyna” con Rafael Moreno Valle Rosas.

Él mismo que obviamente tiene poderes mágicos, pues la enfermedad que lo aquejaba y tanto lo hacía sufrir se fue en cuestión de minutos.

¡¿Qué minutos?!

¡Segundos!

Y es que no sólo aguantó sin inmutarse, como un verdadero gigante y más fresco que una lechuga, el larguísimo acto del que anoche fue protagonista en el Centro de Convenciones.

También, no conforme con lo anterior y como para no dejar dudas de su delicado estado de salud, para este día (hoy martes 1 de junio) programó tres diferentes eventos:

El primero: reunión con simpatizantes en La Margarita, a las 16:30 horas.

El segundo: mitin en la junta auxiliar Ignacio Zaragoza, a las 18:30 horas.

Y el tercero: encuentro con ciudadanos en San Jerónimo Caleras, a las 20:30 horas.

Es decir: todo un maratón de campaña que de sólo pensarlo enfermaría al más sano de los políticos.

Sí, pooobre Rafa.

Hay que entenderlo.

Y es que le volvió a dar la fiebre.

gar_pro@hotmail.com

Leave a Reply