Fernando Manzanilla: adiós a Convergencia

Pues con la novedad de que en los próximos días, Fernando Manzanilla Prieto estará presentando oficialmente su renuncia a Convergencia, partido en el que milita sólo por una suerte de inesperadas coincidencias.

De hecho, fue hace poco, muy poco, que el jefe del gabinete morenovallista se enteró que formalmente sí era un militante “activo” de dicha organización.

Algún medio de comunicación lo mencionó, Manzanilla –intrigado- preguntó y Convergencia le informó que , en efecto, su nombre aparecía en el padrón nacional de militantes.

La historia no tiene desperdicio:

El ex dirigente de Convergencia y actual secretario de Educación Pública del gobierno de Puebla, Luis Maldonado Venegas, fue el responsable.

Un (ni tan) remoto día se comunicó con Manzanilla y le dijo la que para él era una gran noticia:

Que lo había propuesto -y la asamblea naranja lo había aprobado- como presidente del Comité de Financiamiento.

Después de eso, Manzanilla participó en unas tres o cuatro reuniones, y ya nunca más se presentó al partido.

Pero de acuerdo con los estatutos de Convergencia, automáticamente se convirtió en militante.

¿La causa?

El simple, sencillo e irrefutable hecho de haber sido electo como presidente del Comité de Financiamiento.

En sentido formal, Manzanilla nunca firmó ninguna afiliación, ni en su cartera carga una credencial que lo avale como tal.

Pero sigue siendo miembro del partido Convergencia, condición a la que renunciará en los próximos días, y por escrito.

Para que no haya dudas ni nuevas sorpresas en el camino.

¿Cómo se debe leer políticamente este paso del secretario general de Gobierno, el brazo derecho -y mucho más- del gobernador Rafael Moreno Valle?

La verdad, detrás de la decisión –aunque no se crea- no hay ninguna connotación política.

Pese a las versiones en contrario que se han dejado correr en algunos círculos de poder, no correrá a tocar la puerta del PAN, y menos, mucho menos la de ninguna otra fuerza política.

La realidad nos indica que nunca ha militado en términos formales en ningún partido, y menos aun pretende empezar a hacerlo ahora.

La ciudadanía, la sociedad civil, el apartidismo, son y seguirán siendo palabras claves en el diccionario del todopoderoso secretario.

¿Qué puede pasar en el futuro promisorio que no pocos le auguran?

Todo y nada.

Pero quienes lo conocen bien no dudan en afirmar que si algún día fuera candidato a algo –y en ese algo cabe un universo entero-, Fernando Manzanilla Prieto lo haría como ciudadano.

Así de fácil.

Así de sencillo.

gar_pro@hotmail.com

Leave a Reply