Los (verdaderos) dueños de los moto taxis

El hermano de un ex gobernador, el diputado Jesús Morales Flores. Antorcha Campesina. Presidentes municipales. Políticos ligados al PRI, PRD o Convergencia. Connotados líderes regionales de la CNC y CNOP. Panistas, tianguistas, dirigentes de comerciantes y caciques locales…

Todos ellos forman parte de la mafia, la auténtica mafia, detrás de los mototaxis, una verdadera mina de oro inventada por el marinismo –desde la época que Valentín Meneses mandaba en la otrora SCT- y alimentada por la corrupción y su hermana gemela, la impunidad.

El reportero obtuvo el padrón completo, con santo y seña, del gran negocio de los moto taxis. Es el padrón, por cierto, que se maneja al interior de la Secretaría General de Gobierno. En esta entrega lo publicamos íntegro.

Antes, hay que volver a recordar que fue el anterior gobierno quien dejó crecer a los verdaderos dueños de los moto taxis y que para obtener buenas, millonarias ganancias, en el colmo del cinismo, hasta les entregaron calcomanías y un registro.

Pagaron 13 mil pesos por cada pegote y por su ingreso al padrón, mismo que hoy da cuenta de 3 mil 500 unidades -aunque hay quien habla de hasta 10 mil, una cifra negra que precisamente por ser negra es de difícil verificación-. En todo caso estamos hablando de un negocio de ¡45 millones de pesos! Libres de polvo y paja.

Los intereses del PRI por el tráfico de influencias de dirigentes partidarios, los toleraron.

Se convirtió en un negocio familiar y de grupos corporativos en varios municipios.

Hoy son un problema político y social de primer orden.

Un monstruo de mil cabezas que crece y crece… sin control.

Y es que ya entraron en conflicto con los intereses de las rutas de combis y transporte colectivo en más de 40 municipios del estado.

Y con varias agendas particulares.

Como la del diputado Jorge Garcilazo Alcántara, del PRD y presidente de la Comisión de Transporte del Congreso local, quien está muy interesado en su cancelación porque él es un próspero permisionario de la región de Ciudad Serdán.

Otros, como Jesús Morales Flores, Fernando Morales y hasta el diputado por Chiautla, David Espinoza Rodríguez, pariente por cierto del arzobispo Víctor Sánchez, defienden los intereses de varios dueños de moto taxis pero en realidad se defienden a sí mismos. Defienden sus bolsillos.

Porque de que son negocio, los moto taxis son negocio.

Y hasta negocio político:

Pepe Momoxpan, ayer; José Juan Espinosa, hoy, han tomado una parte del movimiento de los moto taxis, para ganar clientelas y gestionar prebendas.

Hete aquí el padrón:

mototaxis

gar_pro@hotmail.com

Leave a Reply