De Chapulines, Trapecistas y Maromeros

chapulines

No sólo Enrique Agüera Ibáñez dará este viernes el paso decisivo de solicitar licencia como rector de la BUAP para quedar legal y políticamente habilitado en caso de que haya humo tricolor y el PRI decida ungir -¡por fin!- a su candidato a la presidencia municipal de Puebla.

También otros actores y aspirantes a cargos de elección popular tienen listas las maletas para separarse de sus actuales encomiendas y subirse al ratón loco de la temporada electoral 2013.

Fuentes por lo general bien informadas aseguran que entre ellos hay que contar a Enrique Doger Guerrero.

En efecto, el ex rector, ex alcalde y ex diputado local se dispone a presentar en los próximos días una solicitud de licencia para abandonar su curul en San Lázaro.

La ley electoral fija tres meses antes de la elección para separarse de un cargo público y, para quienes aspiran a uno nuevo, la fecha límite es el 6 de abril.

Aunque en las últimas horas algunas versiones señalaron que habría aceptado un importante cargo en el gobierno federal, a cambio de bajarse de la contienda priísta por la ciudad de Puebla, la verdad es que Doger pretende llegar hasta el final de la misma, con todo lo que ello implica, y en caso de no ser él el candidato, regresar a su actividad como diputado federal.

Otro de los personajes que también hará lo propio es el también legislador federal priísta Víctor Díaz Palacios, quien asegura será el candidato a diputado local por el distrito de Tlatlauquitepec.

Y es que los chapulines, los trapecistas y los maromeros andan sueltos y desatados; de brinco en brinco, sin marearse, y locos de contentos.

De hecho, en el Congreso local son más de 15 los diputados que dejarán sus becas, perdón, sus curules para buscar presidencias municipales.

Entre ellos hay que anotar, por supuesto, a varios priístas: desde el tristemente célebre Édgar Salomón Escorza, del PRI, quien aspira por San Martín Texmelucan, hasta David Huerta Ruiz (Tepeaca), Zenorina González Ortega (Xicotepec de Juárez), Iván Conrado Camacho (Cuyoaco), Eleofermes –así se llama, uno qué culpa- Palacios Reyes (Ajalpan) y Jorge Coriche Avilés (Zacatlán).

Pero también a todos los integrantes de la legión panista que pese al penoso papel realizado durante la actual Legislatura, donde sólo han servido de tapete del gobernador Rafael Moreno Valle, ya están listos para seguir mamando de la ubre presupuestal, sólo que ahora desde el ámbito municipal.

En esta lista aparecen Jorge Garcilazo Alcántara (Tlachichuca), Antonio Vázquez Hernández (Teziutlán), Lucio Rangel Mendoza (Tehuacán), Inés Saturnino López (Tecamachalco) y José Ángel Guerrero Herrera (Tlatlauquitepec), entre otros.

No hay que olvidar, por supuesto, al diputado del Movimiento Ciudadano, José Juan Espinosa, quien pretende ser candidato a la alcaldía de Puebla, y al ex priísta Hugo Alejo Domínguez, uno de los grandes maromeros y chapulines de la historia local, el cual ahora, nomás para no desentonar, buscará la candidatura del Partido Nueva Alianza a la presidencia municipal de Zacapoaxtla.

¿Así o más cínicos?

gar_pro@hotmail.com

Leave a Reply