CONTRA COVID HAY TRATO VIP EN EL IMSS-PUEBLA, LA DESGARRADORA DENUNCIA

foto-1-imss

foto-2-imss

A pesar de pertenecer a una misma gran fuerza, de médicos, enfermeros, personal de intendencia, administrativos y muchos más, en el Ejército Blanco, al menos en lo que respecta al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Puebla, hay trato VIP (very importan people) para unos cuantos, por encima incluso de quienes ven de cara a la muerte, en la pandemia de COVID-19.

Recientemente, falleció el enfermero del Hospital General de Zona 20 La Margarita, Salvador Sánchez Rodríguez, de apenas 29 años de edad.

Dejó a dos hijos en orfandad.

Con profunda tristeza y rabia, otro sanitario amigo suyo denunció en Facebook lo que parece una conducta irregular y recurrente entre los directivos del Instituto, que a nivel nacional encabeza el ex senador Zoé Robledo Aburto.

El enfermero que hizo la denuncia asegura que a su compañero Salvador no se le brindó la atención adecuada.

Que en el Hospital de Especialidades San José, a donde fue llevado, no se le permitió el ingreso a la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI), a pesar de su gravedad.

En contraste, alguien que no necesitaba ese tipo de cuidados, sí gozó de ellos.

La diferencia es que es un directivo.

“Me atrevo a mandarles este mensaje, debido a la gran rabia e indignación que siento, ya que a mi amigo le negaron la entrada en la UCI de San José, a diferencia del titular de la Jefatura de Prestaciones Médicas, el Dr. Ulises Cruz Apanco, que por indicación de la delegada, (María) Aurora Treviño (García), y su operador, el Director de San José, Álvaro Parra (Salazar), que de inmediato fue ingresado ocupando un lugar en la UCI, siendo paciente prácticamente asintomático”, dice en la misiva a la que adjunta los documentos que sostienen su versión.

imagen-1-imss

imagen-2-imss

Y agrega un dato desgarrador: “dicho lugar pudo ser usado por Salvador o por cualquier paciente que sí lo requería”.

La narrativa sigue: “pero no sólo esto causa nuestra indignación, sino que el mismo IMSS le está consiguiendo el medicamento Remdesivir y se le está aplicando, siendo que es un medicamento de más de 30 mil pesos y que a ningún otro paciente se le aplica”.

Desde su comprensible indignación y tras exponer sus razones, remata:

“Estamos cansados del trato preferente que se les da a algunas personas, sobre todo al personal directivo, que goza de mucho influyentismo dentro del IMSS, que no sabemos cómo les consiguen medicamentos que para el resto de nosotros es inalcanzable y mucho menos a la población en general”.

El clamor de este enfermero, voz que refleja a muchas otras reclamaciones, debe bien ser tomado en cuenta.

Investigado a fondo.

En la primera línea están los caídos en esta pandemia.

No pude que también sean los ignorados.

Sería terrible.

gar_pro@hotmail.com

Leave a Reply